Espelta, cereal nutritivo y completo. Receta de Pan.

Siguiendo las recomendaciones de realizar y llevar una alimentación saludable y equilibrada, os quiero hablar de como introducir en nuestro consumo diario la espelta. Uno de los cereales más completo.

¿Qué es la Espelta?

Es un cereal muy utilizado y valorado desde la antigüedad, en Mesopotamia, en los Balcanes e incluso en la Península Ibérica dónde se encontraron resto de este cereal en excavaciones del Neolítico. Se cultiva y se adapta muy fácilmente en climas fríos y húmedos.

Propiedades de la Espelta

Es rica en fibras, ácidos poliinstaruados, azúcares, proteínas y carbohidratos. Contiene minerales como el potasio, calcio, fósforo, magnesio y hierro.

La espelta es más digestiva que la harina de trigo común. Así mismo, proporciona un sabor más dulce. Se disuelve de forma fácil en agua y su ingesta resulta mucho más cómoda.

Su recomendación de consumo es similar a la habitual de los cereales comunes, es decir, la correspondiente al segundo nivel de la Pirámide de Alimentación Saludable donde se incluyen los alimentos que se deberían consumir diariamente
Centro de Investigación en Nutrición de la Universidad de Navarra

Tal como hablamos en la Alimentación para mejorar el buen humor, la recomendaciones de consumo de carbohidratos siempre es mejor la ingesta de carbohidratos integrales.

Contraindicaciones del consumo de Espelta

La espelta contiene un porcentaje de gluten inferior a otros cereales, aún así, no lo recomendamos para personas con intolerancias o alérgicos al gluten, por poca cantidad de gluten que contenga.

Si que es cierto, que su cultivo suele proceder de métodos con menor uso de fertilizantes y pesticidas, lo cual la hace mucho más saludable.

Receta Pan de Espelta con semillas

Ingredientes:

  • 500 gr. Harina de Espelta Integral Harimsa
  • 350 ml. Agua
  • 15 gr. Levadura de panadería
  • 10 gr. Sal

Elaboración Pan de Espelta

  1. Calentar el agua 1′ al microondas
  2. Disolver la levadura
  3. Añadir harina y sal
  4. remover hasta que se haga una pasta uniforme.
  5. Extender harina sobre el mármol.
  6. Amasar haciendo pliegues con la masa durante 5 ‘.
  7. Dejar la masa reposar 30′ en el mármol a temperatura ambiente, tapado con un trapo limpio.
  8. Repite el proceso de hacer pliegues durante 1′, es decir 4/5 pliegues son suficiente.
  9. Darle forma, 2/ 3 cortes y añadir mezcla de semillas.
  10. Pre-calentar el horno a 250º solo por la parte de abajo con la bandeja donde se horneará la masa.
  11. Volcar la masa en la bandeja.
  12. Añadir agua a la parte baja del horno para crear vapor.
  13. Hornear durante 20′ a 250º con vapor.
  14. Abrir horno y dejar salir todo el vapor.
  15. Bajar temperatura a 210º y poner en marcha parte alta y baja del horno.
  16. Hornear durante 15′ a 30′ más dependiendo del grosor que haya tomado la masa.

Consejos extras

  • Si se os pega la masa en las manos mientras amasas, ponte un poco de aceite de oliva en las manos.
  • Si veis que se tuesta mucho el pan por encima, poned una hoja de papel de aluminio.
  • Una vez acabado de hornear, se puede dejar reposar en el horno, con la puerta abierta y la temperatura a 0.
  • Si se deja reposar durante 10 h. en el frigorífico la masa sube el doble y al hornearla sale mucho más fuerte.

A partir del minuto 30′ podréis escuchar la intervención del 30 de marzo en espluguesfm.cat Al Teu Ritme con Fran Sobrino en la que hablamos de los mercados municipales de Esplugues.

Gema Santiago